GDPR ya tiene a sus primeros demandados, Facebook, Google, Instagram y WhatsApp, se enfrentarán a esta nueva normativa de la Unión Europea.

EL viernes 25 de mayo se comenzó a aplicar en la Unión Europea el nuevo Reglamento General de Protección de Datos, que entró en vigor hace dos años, y Facebook, Google, Instagram y WhatsApp ya se enfrentaran a las demandas por supuesto incumplimiento de la nueva norma.
La organización en favor de la privacidad None Of Your Business, liderada por el conocido ciberactivista y abogado austriaco Max Schrems, asegura que las empresas obligan a los usuarios a consentir la publicidad personalizada para utilizar sus servicios y eso no es proporcionarles una “elección libre”.




Por lo que Google podría recibir una multa de hasta 3.700 millones de euros si se aprueba el incumplimiento, según los demandantes.
Estos reclamos son presentados de forma oficial ante cuatro autoridades distintas de la Unión Europea. Google se interpuso ante la CNIL de Francia, Instagram ante la DPA de Bélgica, HmbBfDI contra WhatsApp de Hamburgo de Alemania y DBS de Austria contra Facebook.
Google podría recibir una multa de hasta 1.700 millones de euros, e Instagram, WhatsApp y Facebook otras de hasta 1.300 millones de euros cada una, según las estimaciones que maneja el grupo PRO-PRIVACIDAD.




¿Cuál fue el incumplimiento de estas empresas?

None Of Your Business argumenta en sus cuatro quejas respecto a Google, Instagram y WhatsApp que las cuatro empresas han adoptado un enfoque de cara al usuario de “tómalo o déjalo”.
En su proceso de adaptación al Reglamento General de Protección de Datos, dicen que han establecido que sus usuarios deben de estar de acuerdo en que sus datos sean recopilados, compartidos y utilizados para publicidad personalizada o, de lo contrario, sus cuentas tendrán que ser eliminadas. Este enfoque, de acuerdo con la consideración de la organización, sería contrario a la nueva norma.
“El RGPD prohíbe tal consentimiento forzado y cualquier forma de ‘bundling’ de un servicio con el requisito de consentimiento (ver Artículo 7(4) GDPR). En consecuencia, el acceso a los servicios ya no puede depender de si un usuario da su consentimiento para el uso de los datos. A este respecto, ya se ha publicado en noviembre de 2017 una directriz muy clara de las autoridades europeas de protección de datos.”




La ley dice claramente que no se puede obligar a la gente a dar su consentimiento para que sus datos sean procesados con el fin de utilizar un servicio.
“Facebook incluso ha bloqueado cuentas de usuarios que no han dado su consentimiento. Al final, los usuarios solo tenían la opción de eliminar la cuenta o presionar el botón Aceptar, lo que no es una elección libre.
La organización sin ánimo de lucro None Of Your Business, ha apuntado a estos cuatro gigantes declarando la guerra al “consentimiento forzado”. y según anuncian en su web, ya están planeando nuevas quejas sobre el uso ilegal de los datos de los usuarios con fines publicitarios o el “consentimiento ficticio”.


Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Cuánto cuesta realmente un certificado SSL?

Chrome 56 – “Mi página web muestra la frase No Seguro”

Seguridad Digital en América Latina